miércoles, 26 de octubre de 2011

CAFELITO

Me pregunta si tendré un momento para hablar con ella, que es personal. Es una compañera de trabajo. Nos vamos a tomar un cafelito donde siempre. Empieza por enseñarme los test psicológicos de su hija, que sufre un trastorno, para que se los "traduzca". Me cuenta que no sabe qué hacer. Me cuenta que su marido la culpa a ella de lo que tiene la niña. Me cuenta que su marido le dice que está malcriando a la niña. Me cuenta que a veces desearía que su hija fuese normal y que acto seguido se siente culpable por no aceptarla como es. Me cuenta que a veces se hace la remolona para volver a casa porque según cruza la puerta empieza la guerra con la niña y con el padre. Me cuenta que ella le negó durante meses un capricho a la niña y su marido se lo compró en la primera media hora en que estuvieron solos padre e hija. Me cuenta que el marido paga las facturas de las terapias, pero no acompaña a la niña. Me cuenta que el dinero que gana el marido no la hace feliz. Me cuenta que la niña la falta al respeto de palabra y de obra. Me cuenta que la niña le lanza objetos cuando se enfada y el marido le dice que eso es cosa de ellas dos. Me cuenta que el marido le dice que en fin de semana él necesita tranquilidad, que por favor de la niña se encargue ella. Me cuenta que cuando ha probado a dejarlos solos, la niña hace lo que quiere y el marido también. Me cuenta que ya sabe todo lo que no puede esperar de su marido. Me cuenta que si va tan fashion y tan arreglada es para compensar lo mal que se siente. Con lágrimas en los ojos me pregunta "Dulci, ¿qué hago con mi vida?" Trago saliva y compruebo -una vez más- que la vida formula preguntas que no tienen respuesta. Le "traduzco" los test. Le agradezco que haya confiado en mí. "Déjame que piense cómo puedo ayudarte a tí y a tu hija", le digo. Y eso estoy haciendo, pensar la mejor manera de abordar este galimatías de emociones.

martes, 18 de octubre de 2011

CAMPAÑA

Es momento de discursos, fotos, mítines, panfletos, libelos, prensa amarilla, y mentiras institucionales. Cada cual dice lo que le parece, y cada quién se cree lo que quiere. A estas alturas nadie engaña a nadie. Como dijo Lincon "Puedes engañar a todo el mundo durante un tiempo. Puedes engañar a algunos todo el tiempo. Pero no puedes engañar a todo el mundo todo el tiempo." A propósito de las próximas elecciones os invito a ver este vídeo que me han enviado. Texto, imagen y sonido, todo una joya.
video
Teniendo en cuenta el vuelco electoral que todos vaticinan, y la experiencia que tenemos de anteriores ocasiones, esperemos que las vísperas del veinte de noviembre sean tranquilas y no pase nada malo. Chupito por los derechos usurpados que -ojalá- podamos recuperar pronto.

miércoles, 12 de octubre de 2011

12-O

La bandera de todos, por todos y para todos. La Bulla se conecta a Intereconomia para seguir el desfile. Mucho ánimo con los abucheos. Feliz fiesta nacional a todos. !Viva España!

sábado, 8 de octubre de 2011

VA POR USTED...

Hola maestro. Esta entrada va por usted. A ver si me explico. Cuando uno va a los toros, con entrada en mano se sienta en su localidad. Al poco empieza la corrida. Los toreros salen a la arena envueltos en el capote, tres hombres se juegan la vida para dar vida al espectáculo taurino, al arte del toreo, al público. Y ahí es donde desde ayer, de forma especial me duelen los volantes. Me llamaron por teléfono para contarme lo de su cogida. Me quedé helada y rápidamente me planté en internet para enterarme. En la prensa digital ví las fotos y se me encogió el estómago. Visité el Burladero (portal taurino) y según lo abrí, lo tuve que cerrar. Aún ahora no puedo con el texto ni con las imágenes. Prefiero tener en la mente auténticas faenas suyas, vistas en directo. También tengo muy presente cómo apoya la fiesta y a los aficionados que estamos en peligro de extinción. Es usted un torero que siempre me ha gustado mucho tanto con el capote como con las banderillas. Y también por esas patillas de hacha que le dan ese aspecto de malhechor de Sierra Morera, tipo Curro Jiménez. O sea, que si en vez de la espada sacara usted una navaja, no se extrañaría nadie. Me doy cuenta de que estoy en deuda con usted. Le debo muchas emociones que me ha regalado con su toreo. Eso, maestro, no se paga con dinero. Es cierto que yo pago una entrada y usted gana una pasta. Pero también puede pasar que usted no salga de la Plaza igual que ha entrado. Que dos toros cambien su vida para bien o para mal. Y la vida maestro, esa que usted se juega por mí, por nosotros, tiene valor pero no tiene precio. He seleccionado varias fotos suyas que me parecen bonitas, emocionantes, sobrecogedoras, que le retratan por fuera y por dentro. Esas son las que quiero tener en la cabeza en lugar de las de su cogida. Acabo de leer que ha salido usted de la UCI del Miguel Servet. La conozco bien por razones que no vienen al caso, pero me consta que lo que se reza por esos enfermos no cae en saco roto. Por esas mismas razones, le digo que tampoco es baladí que la Vírgen del Pilar esté en estos momentos tan cerquita de usted. Créame.


Deje en manos de los médicos el tema de su ojo y de su oído. Lo importante no es lo que pueda llegar a perder, sino lo que sigue teniendo: valor para esperar a puerta gayola lo que le brinde la vida. Como lo que es usted, maestro: un torero.

lunes, 3 de octubre de 2011

VIVAN LOS NOVIOOOOOOOS

Que se nos casa la Duquesa, oyes. Normal. Toda su vida ha hecho lo que le ha salido de los volantes; en parte por ser quien es y en parte a pesar de ser quien es. Cualquier noblecilla de medio pelo es más remilgada, estirada y pija que ella. Y ahora la Duquesa se casa con su funcionario, a pesar de sus hijos. Que me parece normal que desconfíen de un pollo con veinte años menos que ella, pero con exigirle que firmara capitulaciones había suficiente. No era necesario heredar por adelantado ¿o sí, hijísimos? ¿ahora que Mamá ha aflojado la mosca el funcionario es menos malo? Bueno la cuestión es que ha toreado a todo el que le ha salido al paso y ahora está a un tris de casarse. Matracas: Que si el convite lo preparaba Arzak; pues no, lo hará el propio servicio de la Casa de Alba. Que si los jornaleros andaluces (sí, esos que viven del PER sin currar) la difaman; manda a sus abogados mientras se atusa la melena. Que Interviú se forra a propósito de un topless de hace treinta años; pues mira que bien lucía natural, a la edad que muchas ya estais recauchutadas. El Menú de la boda: gazpacho, ajoblanco, arroz con bogavante, solomillo en hojaldre y de postre arroz con leche y tocino de cielo. Toma caña a la cocina de diseño. La verdad es que más han dado que hablar sus hijos que ella, que por cierto se diga lo que se diga acerca de su persona, por un oído le entra y por el otra le sale. Y digo yo: con la que le ha caído encima no ha habido ninguna feminista que protestara por los comentarios relativos a la salud de la Duquesa, a su posible senilidad, a lo del cazafortunas-que-la-persigue, a lo de que para-qué-se-casa-a-su-edad. Hay que ver qué poquito hace falta para que se retraten, eso sí, de violeta feminista. Bueno doña Cayetana, que la Bulla la invita a un copazo de lo que usted quiera, y no sólo por ser varias veces Grande de España, sino por saber serlo. Veinte veces sopa con honda le da usted a la Leti, que lo sepa. Y muchas felicidades por su boda.